• Home
  • /Fecundación Invitro (FIV)

ESTO ES VITA

Reproducción – Ginecología – Urología

ESTO ES VITA

Reproducción – Ginecología – Urología

FECUNDACIÓN IN VITRO (FIV)

Es una técnica de Reproducción Humana Asistida, que permite la unión de un óvulo y un espermatozoide fuera del cuerpo de la mujer, para obtener un embrión que luego será colocado en el útero materno y así lograr el embarazo. En parejas con infertilidad, las probabilidades de embarazo son muy bajas (5-10%) y gracias a ésta técnica puede oscilar entre el 30 al 50 % según cada caso. Todo este proceso ocurre en un laboratorio con tecnología de punta, que permite simular las condiciones del cuerpo femenino en los primeros días del desarrollo de un embrión.

Para lograrlo, se realiza un estímulo en la mujer para que produzca varios óvulos que luego serán recuperados desde el ovario bajo anestesia y luego llevados al laboratorio para que sean fecundados a través de dos técnicas:

Convencional: La Fertilización in vitro convencional permite unir uno o varios óvulos con varios miles de espermatozoides seleccionados, para que de manera espontánea logren la fecundación.

¿Cuándo está recomendada?

 

En mujeres cuyas trompas de Falopio están obstruidas, incluso ausentes, pacientes con endometriosis, por fallos previos en técnicas de baja complejidad como la inseminación artificial, edad materna avanzada, Método ROPA, entre otras; bajo la premisa que la calidad espermática debe ser de buena calidad (Semen del compañero o donante)
ICSI (Microinyección de un espermatozoide en el citoplasma del óvulo): La ICSI permite inyectar un espermatozoide dentro de cada óvulo que se encuentre apto para recibirlo, por medio de una microaguja.

¿Cuándo está recomendada?

 

Está indicada cuando existe un factor masculino severo, es decir, cuando los espermatozoides son de muy baja calidad o incluso no existen en el eyaculado y toca recuperarlos a través de una biopsia del testículo, también sirve en casos donde no hay una causa aparente de infertilidad.

Una vez realizada alguna de las dos técnicas, en los días siguientes, se evalúa la fecundación de los óvulos y su posterior desarrollo embrionario hasta el día 5 o 6, etapa de desarrollo embrionario llamada Blastocisto. Para esos días, uno o dos embriones serán colocados dentro del útero materno a través de un catéter especial, en un procedimiento indoloro y en sala de procedimientos, guiado ecográficamente para determinar el lugar exacto donde depositarlos, para que posteriormente continúe todo su proceso de desarrollo, implantación y logro del embarazo.